Julia, sin granitos

El Periódico, 14 de marzo de 2001
Ferrán Monegal

Vencida la varicela, regresó ayer Julia Otero a su columna (TV-3). Dijo: "Se acabaron los picores, desapareció la fiebre, y ya no soy peligrosa". Lo último es discutible. Al grito de "hablemos de orgasmos", mandó poner apasionados gemidos por la megafonía, mientras comentaba con ardor: "Qué siesta, señoras, qué siesta!". En suma, que esta varicela ha sido tremenda: le ha dejado a Julia una excitación de abrigo.


© 1998-2018 www.juliaotero.net