Julia Otero se desquita de Onda Cero en la presentación de su programa en TV-3

El País, 29 de septiembre de 2000

"Como homenaje a quienes me defenestraron de la radio, querría hacer un programa intelectualmente elevado, elitista y líder de audiencia". Julia Otero habló ayer así, con ironía, del que a partir del lunes será su nuevo cometido profesional: la dirección y presentación de la revista La columna, todas las tardes durante dos horas en la televisión catalana TV-3. Con estas palabras la periodista quiso sintetizar el tono que pretende dar al espacio y, de paso, aprovechó para desquitarse de los directivos de Onda Cero, que en verano del año pasado la despidieron de la emisora con el argumento de que La radio de Julia -premio Ondas de 1994 y el programa radiofónico más escuchado en su horario- era un producto "intelectualmente elevado y elitista".Otero, gallega de nacimiento y catalana de adopción, que ya había trabajado en TV-3 en 1992 con un programa de entrevistas, Jocs de nit, dijo que, tras estudiar varias ofertas, había optado por la cadena autonómica porque la dirección le ha permitido llevar a cabo su idea, "hacer un programa de televisión sencillo y sobrio". "Tengo la sensación", añadió, "de volver a casa, en unos momentos en que fuera llueve y llueve mucho". Y, para reforzar esta alegoría, remachó: "Sólo quiero hacer televisión; no quiero hacer circo ni sumarme a cualquiera de las alternativas que ofrecen las parrillas de las otras cadenas".

En este sentido, Otero admitió haber rechazado la presentación de Gran Hermano, "sencillamente porque, de haberla aceptado, me hubiera sentido muy mal conmigo misma". "Yo soy una persona con escrúpulos, y eso hace que no sea una profesional fácil de contratar", concluyó.

La columna es una de las apuestas del otoño de TV-3. Con ella, la cadena pretende remontar la tarde, una franja horaria en la que la audiencia se le resiste, a causa sobre todo de Sabor a ti, el espacio de Ana Rosa Quintana, que en Cataluña arrasa. Para hacer frente a su competidora, Otero ha preparado un programa con contenidos variados, que van desde la moda al fútbol pasando por los libros, la música, el cine, la publicidad e incluso la política, y pegado a la actualidad, con invitados de todos estos ámbitos, nunca famosos de las revistas del corazón. La columna, insistió la periodista, "no tratará con personajes de la prensa rosa ni dará pábulo a cotilleos".

El hasta ahora director de TV-3, Lluís Oliva, aprovechó el acto para despedirse formalmente de los periodistas. A partir del lunes lo sustituirá al frente de la cadena Miquel Puig, que compaginará este cargo con el de director general de la Corporación Catalana de Radio y Televisión (CCRTV).


© 1998-2018 www.juliaotero.net