Los 'jarrones chinos' suelen ser un lastre para los actuales dirigentes

Editorial del 17 de noviembre de 2020

En los últimos días, el panorama político parece un flashback del pasado. Se suman las declaraciones de expresidentes y figuras históricas: Aznar, Zapatero, Rivera, Guerra... el último ha sido Rodríguez Ibarra, el expresidente de la Junta de Extremadura, que ha salido esta mañana a criticar el apoyo de Bildu y le ha dicho, en el inconfundible estilo Ibarra, a Pedro Sánchez que el partido no es de su propiedad.

Esta tarde vamos a disertar sobre los conflictos provocados por los llamados "jarrones chinos", vieja guardia, antiguos dirigentes de los partidos políticos que supuestamente atesoran experiencia y conocimiento, pero que suelen ser un lastre más o menos grande y más o menos oportuno para quienes dirigen en la actualidad esos partidos políticos.

¿Cuál debe ser el papel de estas figuras históricas? ¿El de González, o el de Aznar siempre omnipresentes? ¿El de Rajoy, cuyo mutis por el foro está resultando impecable? ¿Preservan los valores del partido, las esencias, o no asumen que su tiempo pasó? ¿Cómo toleraban ellos sus disidencias internas cuando estaban en la cima?. Esperamos un gabinete jugoso con Julio Lleonart, Pilar Gómez y Arantxa Tirado.


© 1998-2020 www.juliaotero.net                 

Este sitio web utiliza cookies para obtener datos estadísticos y ofrecer una navegación óptima. Al utilizar nuestra página web entendemos que aceptas su uso. Para más información sobre las cookies y su uso en nuestra web, consulta nuestra Política de cookies.